EL AMOR NO SE TOMA VACACIONES

HASTA LOS PÁRROCOS 
SE DAN UN DÍA LIBRE 
¿POR QUÉ NO VOS?

Estimado Padre Bojorge, buenas noches.

Soy Sonia, ama de casa costarricense, que toma en serio su camino de santidad.
Recién he visto su programa de hoy «Doctrina resumida de los Padres del Desierto» y me asombró
la semejanza de lo que Usted expuso y lo que experimento una vez a la semana, más o menos.
Ya no veo TV comercial, sólo el canal católico, ni uso las redes sociales, ni escucho radio, ni hablo boberías por teléfono, pero sí me «escondo» del tedio, cuando me ataca la acedia, comiendo en exceso en el tiempo de comida y hoy, por ejemplo, además de eso, no fui a Misa, ni hice la Visita al Santísimo. 
El pensamiento que me invadió fue: «hasta los Párrocos se dan un día libre, por qué no vos?»
Me atrevo a escribirle, porque describió muy bien lo que nos ha  pasado a mi esposo, a mis hijos y a mí.
A veces lo comentamos entre nosotros y nos damos ánimo para no flaquear, pero a veces le hacemos la «seguidilla» al demonio y nos portamos blandengues y hasta risueños con esas flojeras.
 Dios lo bendiga y acompañe.
Querida Sonia: 
Me alegro de que el Señor se haya valido de ese video para hacerle comprender la clase de mal espiritual, mejor dicho la tentación que la ataca a Usted y familia. 
Fíjese bien en ese pensamiento: «Hasta tu párroco se toma un día de descanso»
Los enamorados no se toman descanso. Si nuestro vínculo con el Señor, con el Padre, con el Hijo y con el Espíritu santo, es un vínculo de amor con nuestro Creador, Nuestro Salvador, médico, maestro, pastor y sacerdote, con nuestro Abogado y Consejero que es el Espíritu santo… Si nuestro vínculo con ellos es de amor… no necesito tomarme descanso del amor, porque el amor busca descansar en estar con el que ama: «Yo estaré con vosotros hasta el fin de los siglos».
¿Qué decir de un esposo que necesita tomarse un día libre de su esposa, o de su esposa e hijos? O viceversa.

Si el demonio le puede sugerir algo así, es porque algo anda mal en su enfoque de «tomarse la santidad en serio». Temo que Usted tiene una mala imagen de lo que es ser santa. Quizás una exigencia del tipo de la Ley. Quizás un convertir la gracia en Ley y empezar a soportar lo que debía gozar. Quizás empezar a inquietarme en vez de recibir la paz. 

Vuelva pues a la fuente del amor en su alma. Vuelva a la gracia. Le mando adjunto un archivo con los links o enlaces a unas conferencias del Padre dominico español Fray Jesús Villarroel. Empiece a escuchar las predicaciones sobre el CAntar de los Cantares. Y téngame al tanto. Porque tengo luego otras sugerencias que le abrirán caminos de felicidad insospechada para su trato con el Padre y el Hijo, en el Espíritu Santo.
Va una conferencia de «promoción» 

Por hoy no puedo continuar. Muchas bendiciones para Ud, esposo e hijos 
Padre Horacio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *