ENENIA: ACOSO PERMANENTE Y VEJACIONES
PROCESO DE LIBERACIÓN [5 de 7]

Querido Padre: Sí, recibí el archivo donde están sus comentarios en rojo y le mande lo que pensé que me faltaba contestar pero no en ese mismo correo, sino en otro; pero esto solo desde hace poco que dejé de anhelar ser hombre  [1] porque entendí que cumplir la voluntad de DIOS no sólo es irse a la vida consagrada sino que empieza por aceptarse mujer siendo una mujer. Y lo otro es que en la visión en la mente o la imaginación que tuve el Malo no me pudo hacer ningún daño ni se acercó a mi cuerpo sino que yo sólo entendí sus intenciones malas para conmigo y desapareció [2].

Padre aquí son las cuatro de la tarde, en Uruguay deben ser las seis de la tarde y ya se acerca su hora de la celebración. SOLO HASTA ahora vine a mirar el correo pues me entretuve leyendo los archivos que me mandó. ¿Será que no nos vamos a poder ver? ¡No lo puedo creer! ¡Justo hoy que me prestan un portátil! ¡Será para otra ocasión! Y fue por yo no revisar a tiempo. Ya siento alegría de hablar así porque me estaba volviendo como amargada y pensaba que hablar así, como con humor, era malo y que no me dejaba progresar en la virtud. 

Padre: me conecté de nuevo desde este portátil pero Usted no se había conectado esperé unos momentos y decidí desconectarme [3]. Seguí leyendo el testimonio de esta persona acerca de los ataques sufridos [4], y solo se me ocurrió hasta ahora mirar la bandeja de entrada, en este momento debe estar en la Celebración Eucarística. Bueno por lo menos va a estar tan cerca a mi Dulce Amado y Divino Esposo Jesús y escribiendo este mensaje me invaden pensamientos de las personas me tienen envidia si escribo ciertas palabras . Gracias. Enenia

—————————–

[1] Estos pensamientos que denigran el propio sexo y hacen deseable el sexo opuesto aparecen aquí directamente inspirados por el Pensamiento Intruso. Y están al origen de su instalación en la cultura general, la ideología de género y el fenómeno trans. Así el demonio actúa desde el pensamiento intruso y desde el discurso de los Medios de comunicación

[2] Enenia va tomando conciencia rápidamente de que los pensamientos no son suyos sino intrusos y ajenos a su voluntad. Y así también la imaginaciones intrusas.

[3] Enenia se está aficionando a una enseñanza iluminadora y al intercambio en que se le brinda. Su alma se llena de luz y de consuelo, y del buen deseo de más.

[4] Se le había enviado a Enenia, como ejemplo, un caso de vejación a una virgen consgrada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *