GUERRA A MUERTE: DE ODIO CONTRA AMOR
La pandemia como ‘guerra de religión»
La religión del odio y el terror contra el amor divino y la paz

Con el amor sucede que  estamos siempre pidiéndolo y esperando recibirlo, como pichoncitos. 
Y a la vez estamos ante los demás que esperan nuestro amor. Lo hambrean también como pichoncitos.
Felices los que recibieron amor en el nido porque lo saben dar a los demás en el suyo. Y porque «es más feliz, dar que recibir amor» 
[Hechos 20,35]
Los que no recibieron amor, quedan encerrados en la jaula de su amor propio. Esa jaula sólo el amor puede abrirla desde afuera. A este mundo nuestro, solamente el amor de Dios, puro y verdadero, puede abrirle la jaula. Donde hay amor, el amor vence al miedo. 
No cabe el miedo en el amor. El amor perfecto exorciza el miedo [1ª Juan 4,18-19]

LA OMS Y EL COVID 19 Y EL FIN DE LA FAMILIA
Esto me escribe una hija:
Padre
sabe que hoy me vino este pensamiento sobre la pandemia.
Creo que es algo más perverso que el virus porque esta pasando despacio y nadie se da cuenta.
Seguro usted ordena mejor mis patitos.
Me refiero a que junto con la pandemia vino el «zoom» y todos hiper-conectados, entonces esa sería la solución para casi todo vínculo, no sé qué vinculo se puede ni construir ni conservar.
Todo a través de la pantalla electrónica y a su vez para las personas que viven solas como yo, qué necesidad vamos a tener de ir a ver a nuestros afectos, si están «ahí» ( en la pantalla) .
Esto es el fin de la familia, que a su vez es el pilar para todo ser viviente sea creyente o no.
Porque desde el punto de vista científico está comprobado que hay 2 etapas fundamentales:
1) desde el nacimiento hasta los 3 años y
2)la adolescencia.
Y estas generaciones que se les quiere imponer el aislamiento y la pantalla electrónica qué concepto de familia van a tener? Están destruyendo a la familia. Y lo hacen despacio. Peor que una guerra, peor que una catástrofe natural que todos sabemos que tienen fecha de caducidad.
El bunker sin Dios es el mismo infierno.
Hermann Hesse dice que el hombre es el lobo del hombre y para mí esa era una frase hecha para vender pero ahora le doy la razón.
Le respondí
Querida hija:
El Maestro interior te lo ha mostrado y enseñado. Voy a ver si subo este texto a mi blog del Buen Amor, que está también dedicado a sus falsificaciones y envenenamientos.
Tu Esposo te quiere faro, sin sombras ni vidrios rotos, ni guiños falsos para perdición de navegantes perdidos en las noches. Y veo que te va enseñando. Él es Maestro, Médico, Pastor y Sacerdote, y para la Iglesia y cada alma de mujer: Esposo insuperablemente amable, fuerte y tierno.
Con el amor sucede que  estamos siempre pidiendolo y esperando recibirlo como pichoncitos. Y ante los demás que esperan amor de nosotros y nos lo piden como pichones hambrientos. Los que lo recibieron en el nido, lo saben dar a los demás en el suyo. 
Nuevas reflexiones de la misma:
El miedo y la inhibición del instinto
Sobre lo que escribí le sumo a lo que yo veo, un cambio en el comportamiento de las personas, pero en lo personal lo que llama la atención es la NO resistencia, se comportan como ovejas. E
l ser humano  se caracterizó por resistir a los cambios, desconociendo si eran buenos o malos. Siempre hubo una situación de contracción, ahora es todo light y dale que va! Bauman escribió sobre la zona de confort, me parece que es miedo mas que confort. Hemos perdidos el coraje, el materialismo nos ganó. Por otra parte yo creo que el ser humano no tiene instinto actúa en consecuencia de manera racional, los resultados son otra cosa. Y si yo llegara a tener razón sobre la no existencia del instinto en el ser humano. Es mucho peor, la falta de fe, los poderosos que nos lleven de las narices con espejitos de colores, y la falta de coraje y la ganancia del miedo.
Ya somos un planeta de zombies ( esto creo también lo dice Bauman )
Y una vez mas los cristianos en silencio, haremos resistencia más que nunca
(Creo que siempre es eso lo que hicimos ).
Breve respuesta y comentario mío
Tenemos instinto, pero gobernable, inhibible por la razón.
Lo que sucede con la astucia de la serpiente, es que la mujer fué tentada por la sensibilidad, inhibiendo su razón para examinar la propuesta.
El fruto era agradable a los ojos, sabroso para comer y de yapa te daba conocimiento, discernimiento del bien y el mal. Bueno para darle un toque a la ensalada de fruta y mejoraba el IQ el cociente intelectual.
Los hijos de Eva son hijos de una madre aturdida y están aturdidos.
Y como se apartaron de Dios, se pusieron confiados en manos de los malvados. 
Ellos mismos se los votan de gobernantes. 
Ciegos que eligen guías ciegos que dicen ver mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *